Mapa

Sudeste asiático, tierra exuberante y crisol de culturas milenarias … La garantía de bellas imágenes en la pantalla, pero no solo. Porque el cine sabe cómo estirar un espejo para captar los dramas del pasado y las apuestas de hoy.

1. El año de todos los peligros (Indonesia)

Peter Weir, 1982, Australia
En la década de 1980, los periodistas se embarcaron en las mejores noticias (ver Bajo fuego disparo en 1983) mantener el centro de atención. Pero aquí, el corresponsal australiano, interpretado por Mel Gibson, quien rastrea la primicia para YakartaEn vísperas de un golpe militar, se enfrentará a la opacidad de un país al borde del caos. Su guía nativo es un camarógrafo enano, un papel realmente interpretado por una fabulosa actriz, Linda Hunt. Lejos de la película de acción básica, Peter Weir se ha centrado en restaurar las sofocantes y húmedas plagas indonesias de conspiración y está listo para pasar a una sangrienta represión.
Son raros los espectadores que no permanecen marcados por el clima opresivo y sensual que Peter Weir logró inculcar a lo largo de la película, especialmente en las escenas nocturnas. Este prodigio se debe a la habilidad del director y su equipo que trabajó principalmente en estudios australianos, aunque algunos exteriores fueron filmados en Manila, Filipinas. Sin embargo, lo que vemos en la pantalla genera impresiones que todavía es posible capturar en el lugar, en la isla de Java y en los suburbios de Yakarta.

2. Toda la belleza del mundo (Bali, Indonesia)

Marc Esposito, 2006, Francia
El guionista y director, Marc Esposito, adaptó su novela homónima, lanzada en 1999, y organizó el viaje a Asia de una joven devastada por la muerte de su compañera. En Bali, un hombre servirá de guía y quizás lo haga querer vivir y amar. Marc Lavoine, quien mantiene una relación íntima con la isla en su vida personal, no ha tenido dificultades para asumir este papel. En este viaje de iniciación, los paisajes balineses desempeñan el papel del transeúnte de las emociones. Lejos de ser una simple ilustración, su presencia subraya el inquietante arrepentimiento de una mujer, encarnada en la pantalla por Zoé Felix, que no puede compartir con el ser querido y perdió la belleza del mundo.
El cineasta llevó a sus actores durante cuatro semanas por todos los caminos, incluido el menos transitable, de la isla indonesia de Bali. Seguirlo es rodearlo, desde las mesetas volcánicas hasta las terrazas de arroz de Jatiluwih, y enamorarse de una tierra que ha sido apodada «la isla de los dioses». Esta isla paradisíaca no escapa al daño de la vida moderna y la industria turística, pero otros sitios han servido de telón de fondo para la película, especialmente la isla volcánica de Lombok, también en el archipiélago de la Sonda. , y la ciudad de Chiang Mai, la «Rosa del Norte», en Tailandia.

3. El séptimo amanecer (Malasia)

Lewis Gilbert, 1964, Gran Bretaña
Buenas bandejas artesanas, Lewis Gilbert firmado en su larga carrera de James Bond bastante buena facturaEl espía que me amaba, entre otros), pero esta película de aventuras tiene otro aliento, romántico y político. Tres ex camaradas de armas, incluida una mujer, que se enfrentó a los maquis durante la ocupación japonesa de la jungla de Malasia, ponen a prueba su amistad en las luchas nacionalistas que sacuden al país después de la guerra mundial. Dilemas de Cornelian en perspectiva … William Holden, disfrazado de mayor Ferris, no es el menos torturado por su conciencia. Durante el rodaje, las autoridades inglesas se negaron a prestar su apoyo a una película que no daba el hermoso papel a las tropas coloniales de Su Majestad. Son soldados australianos, con base en la frontera, que fueron aportados para las escenas de guerra.
No hay subterfugio para esto cine de acción sobre un fondo de selva. El equipo trabajó en un entorno natural alrededor Kuala Lumpur, la actual capital de Malasia. Esta es una oportunidad para descubrir uno de los países menos conocidos del sudeste asiático, que se divide entre una península en el sur de Tailandia y el norte de la isla de Borneo. Mientras que las plantaciones de aceite de palma están ganando cada vez más terreno, Malasia todavía está parcialmente cubierta con una exuberante selva. El mejor ejemplo es el Parque Nacional Taman Negara en el centro del país.

4. El olor de la papaya verde (Vietnam)

Tran Anh Hung, 1993, Francia / Vietnam
Antes de la madurez, la papaya se puede comer como verdura. En los patios de las casas, en Vietnam, esta sabrosa baya crece junto con hierbas aromáticas. La película de Tran Ahn Hung evoca, con toques sutiles, la vida de una joven sirvienta contratada en la década de 1950 por una familia en ruinas de Saigón. El director obtuvo para esta película la Caméra d’or en el Festival de Cannes de 1993.
La ilusión es perfecta. En la pantalla, circula en la intimidad de un hogar doméstico indochino, a través de sus ritos tradicionales, sus muebles, su tranquilidad que contrasta con el enjambre de la calle. En realidad, este prodigio es solo el talento del decorador jefe Alain Nègre, y el equipo de filmación que había invertido, con poco dinero, dos bandejas de los estudios de la SFP en Brie-sur-Marne. Filmar en Vietnam habría costado demasiado. Alain Nègre pasó solo cuatro días en Ciudad Ho Chi Minh, el antiguo Saigón, pero trajo de vuelta el significado exacto de las proporciones en el interior y las persianas, esteras, enrejados, que juegan con la luz y Contribuir a la poesía de esta obra. Después de la filmación, la pequeña casa fue desmantelada, vendida y reensamblada en el Midi, en Provenza. Depende de usted encontrarlo en medio de lavanda y cigarras …

El olor a papaya verde

Preparando la sopa en El olor a papaya verde

5. Rangoon (Myanmar / Malasia)

John Boorman, 1995, Estados Unidos / Gran Bretaña
Una joven doctora, angustiada por el dolor después del asesinato de su esposo y su hija, encuentra sentido en su vida al viajar a través de Birmania en medio de la guerra civil. John Boorman se inspiró en eventos en Rangún, la capital de Myanmar, su nombre birmano, durante el golpe militar de 1988. El autor de liberación o de El bosque de esmeralda, conocido por retratar un mundo brutal y pesimista, es también un cineasta nómada que se destaca en cruzar las fronteras. Rangún Esto mezcla el fresco histórico con la narrativa íntima y llena de acontecimientos de la resiliencia.
Birmania sigue siendo un país bajo control militar y al director le fue imposible filmar las escenas de su guerra civil. Los juegos al aire libre se encuentran en la vecina Malasia, pero no perderá el cambio. El estado de Perak donde tienen lugar las escenas de acción, en el costa del mar de Andamán, ofrece hermosos lugares. Rangún de la película ha sido restaurada a Ipoh, su capital y Kuala Kangsar, la antigua ciudad real. Los entusiastas del buceo también pueden darse un chapuzón en las aguas translúcidas de la isla Pangkor.

6. Cautivos en Borneo (este de Malasia)

Jean Negulesco, 1950, Estados Unidos
Esta película de un director de Hollywood nacido en Hollywood, conocido por las estrellas por sus habilidades culinarias, analiza la historia de la estadounidense Agnes Keith durante la Segunda Guerra Mundial. En 1942, los japoneses toman el control de la isla de Borneoque Gran Bretaña y los Países Bajos compartieron. Los occidentales son hechos prisioneros y Agnes Keith, separada de su esposo, es retenida hasta la liberación de la isla en 1945. Es Claudette Colbert, actriz estadounidense de origen francés, quien interpreta el papel de esta madre luchando contra el coraje. tanto por su supervivencia como por la de su hijo.
Negulesco fama los exteriores en la escena de la acción, en la parte malasia de la isla de Borneo. Fue aquí donde los japoneses planearon terribles marchas de la muerte en la selva que diezmaron a casi 2,400 prisioneros de guerra australianos y británicos. Hoy puedes ir a la ciudad costera de Sandakanal norte del estado de Sabah, para visitar la casa de Agnes Keith, «Newlands», ubicada en el antiguo distrito colonial británico. Recientemente convertido al ecoturismo, Sandakan proporciona acceso a varias reservas naturales dispersas, una de las cuales alberga a nuestros orangutanes.

7. Una presa contra el Pacífico (Camboya)

Rithy Panh, 2009, Francia / Bélgica / Camboya
Cineasta camboyano, sobreviviente de los campos de trabajo Khmer Rouge, Rithy Panh ha desarrollado un trabajo dedicado a la memoria y la cultura de un país perseguido por sus años de sangre. Esta adaptación de la novela homónima de Marguerite Duras fuera de su trabajo documental y escenificó un episodio de la juventud del escritor. La madre, Madame Dufresne, interpretada por Isabelle Huppert, intenta cultivar un pedazo de tierra en Indochina, a orillas del golfo de Siam, y se arruina a sí misma para querer construir un dique para contener las aguas del Pacífico.
Para el cineasta, todo se jugó durante la exploración. Encontró la ubicación del complejo de la madre Marguerite Duras cerca de Ream, provincia de Kampong Som, Camboya. Mejor, el sueño sin sentido de esta mujer se había hecho realidad. ¡Una presa protege los arrozales más fértiles de la región! En el sitio, es posible que aún conozca a viejos pescadores que conocieron a la familia Donnadieu, el verdadero nombre del novelista en la década de 1930.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *